La hipersensibilidad electromagnética es una dolencia reconocida por la OMS como una psicosomática

La hipersensibilidad electromagnética como urgencia social

Los políticos de Podemos tienen la intención de regular las radiaciones de las redes wifi

Como argumentos dicen que estamos “inundados ” de radiación Wifi y que esa radiación es mala para la salud, hablan de la hipersensibilidad electromagnética, cuando es bien sabido que esa “enfermedad” es psicosomática, ya que las radiaciones Wifi, NO son perjudiciales para la salud por su carácter NO ionizante

La hipersensibilidad electromagnética es una dolencia reconocida por la OMS como una enfermedad psicosomática

Daniel Rodríguez Herrera 25/09/2015

La llamada hipersensibilidad electromagnética es una dolencia reconocida por la Organización Mundial de la Salud como una enfermedad psicosomática. Pese a ello, la agrupación de Podemos en el ayuntamiento de Vitoria presentó una moción que pretendía “prestar especial atención a las personas electrosensibles” e, invocando el “principio de precaución”, “tomar medidas para reducir la exposición a los campos electromagnéticos” e “implantar campañas de información y sensibilización”.

Los demás grupos han modificado la moción ligeramente y han terminado aprobándola por unanimidad. Estas son las cuatro medidas adoptadas:

  1. Delimitar la señal wifi en centros cívicos y edificios municipales, señalizando las zonas en las que exista.
  2. Dejar libre de wifi los espacios propiamente infantiles, como ludotecas y bibliotecas familiares. Procurar la disminución de su incidencia y, en su caso, establecer zonas libres en canchas de juego y entradas.
  3. Señalizar los espacios infantiles como “zonas libres de wifi”.
  4. Dar los pasos anteriores de forma paulatina y de acuerdo con las posibilidades técnicas.

Respecto a sus efectos sobre la salud, las radiaciones suelen agruparse en dos grandes grupos dependiendo de su naturaleza. Las ionizantes son las que pueden alterar la materia y, por tanto, potencialmente pueden afectar a nuestro organismo. En este grupo estarían los rayos X, por ejemplo, o las radiaciones nucleares. Las no ionizantes, sin embargo, no tienen esa capacidad y son por ello inocuas para la salud. En este grupo están entre otras las ondas emitidas por la telefonía, la radio, la televisión o las redes wifi.

Dado que las redes wifi funcionan mediante radiación electromagnética no ionizante y que estamos inundados por este tipo de radiación todos los días a todas horas, con o sin wifi, parece que más que invocar el principio de precaución deberían recordar aquello de que las “afirmaciones extraordinarias requieren de pruebas extraordinarias”, especialmente cuando en este caso no existe ninguna prueba, ni extraordinaria ni ordinaria.

Por otro lado, la ignorancia de estos concejales se demuestra en las ridículas medidas adoptadas para limitar la exposición al wifi. Como si poner un cartel detuviera las ondas. La única forma sería encerrar esos espacios infantiles en jaulas de Faraday. Además de que dar pábulo a una enfermedad psicosomática es la mejor manera de que se extienda. Y los síntomas y sufrimientos de este tipo de dolencias son muy reales, aunque la causa que el paciente cree que las provoca no lo sea.

www.libertaddigital.com/ciencia-tecnologia/internet/2015-09-25/los-politicos-de-vitoria-se-suman-por-unanimidad-a-la-histeria-contra-el-wifi-1276557834/

 

Deja un comentario